Las Oraciones Más Antiguas, Mágicas, Efectivas y Poderosas

domingo, 13 de mayo de 2018

ORACIÓN A LA SANTÍSIMA CRUZ, EN ESPAÑOL Y EN LATÍN


¡Salve, oh Santísima Cruz
inaugurada por medio del cuerpo de Cristo,
y adornada de sus miembros cual perlas preciosas!
 
Antes de que el Señor subiera a ti,
provocabas un miedo terreno.
 
Ahora, dotada de un amor celestial,
te has convertido en un don.
 
Los creyentes saben cuánta alegría posees,
cuántos regalos tienes preparados.
 
Por tanto, seguro y lleno de alegría,
vengo a ti para que también tú me recibas exultante
como discípulo de quien fue colgado de ti.

Continuar leyendo...
 



¡Oh buena Cruz, que tanto honor recibiste
por haber llevado los miembros del Señor,
tanto tiempo deseada,
con tanto esmero amada,
sin descanso buscada y finalmente
con tanto ánimo preparada!
 
Recíbeme de entre los hombres
y retórname a mi Maestro,
para que por ti me reciba
el que por ti me redimió.
 
Amén.

LATÍN

Salve Crux, quæ in córpore Christi dedicáta es,

et ex membris ejus éamquam margarítis ornáta.
 
  Ántequam in te adscénderet Dóminus,
timórem terrénum habuísti.
 
Modo vero amórem cœléstem óbtinens
pro voto suscíperis.
 
Secúrus ígitur et gáudens vénio ad te,
ut tu exsúltans suscípias me discípulum ejus,
qui pepéndit in te:
Quia amátor tuus semper fui
et desiderávi ampléctite.
 
O bona Crux, quæ decórem
ex mémbris Dómini suscepísti,
diu desideráta, sollícite amáta,
sine intermissióne quæsíta,
et aliquándo cupiénti ánimo præparáta.
 
Áccipe me ab homínibus,
et redde me Magístro meo:
ut per te me recípiat,
qui per te me redémit.
 
Amen.
 

 
 


0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
© ORACIONES ANTIGUAS TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS ©