Las Oraciones Más Antiguas, Mágicas, Efectivas y Poderosas

martes, 7 de agosto de 2018

ORACIÓN Y GOZOS A LA VIRGEN MARÍA EN EL DIA DE SU ASUNCIÓN


Pues sois Ave que hasta el cielo,
María, voláis ansiosa;
Dadnos alas, Ave hermosa,
Para seguir vuestro vuelo.

Lleno de celestial luz
Vuestra muerte os anunció
Un ángel que os envió
Vuestro amado Hijo Jesús:
Logrando el mayor consuelo
En nueva tan misteriosa.
Dadnos alas, Ave hermosa,
Para seguir vuestro vuelo.

Los Apóstoles que acaso
En vuestra muerte asistieron,
Devotos se enternecieron
Al ver tan cerca el ocaso
De ese sol, que al mismo cielo
Supo dar luz tan copiosa.
Dadnos alas, Ave hermosa,
Para seguir vuestro vuelo.

Continuar leyendo...
 
Sin achaque de dolor
Os ponéis en una cama,
Y viendo a Jesús que os llama,
Expiráis fénix de amor:
Rindiéndole vuestro anhelo
El alma más prodigiosa.
Dadnos alas, Ave hermosa,
Para seguir vuestro vuelo.

Del pecado y de su muerte,
Del infierno y su adalid,
Divina y bella Judit,
Triunfó vuestro valor fuerte:
Y a pesar de su desvelo
Os aclaman victoriosa.
Dadnos alas, Ave hermosa,
Para seguir vuestro vuelo.

Tomás que aún no sabía
De vuestra muerte, llegó
A Getsemaní, y abrió
El sepulcro al tercer día:
Mas solo halló vuestro velo,
Y vestidura preciosa.
Dadnos alas, Ave hermosa,
Para seguir vuestro vuelo.

En premio de la victoria
Que en este mundo alcanzasteis,
Desde el sepulcro volasteis
En cuerpo y alma a la gloria;
Como lo confiesa el celo
De la religión piadosa.
Dadnos alas, Ave hermosa,
Para seguir vuestro vuelo.

Al ver tantas perfecciones,
Pasmados los querubines,
Ángeles y Serafines,
Dicen con admiraciones:
«¿Quién es esta, que del suelo
Se remonta tan gloriosa?».
Dadnos alas, Ave hermosa,
Para seguir vuestro vuelo.

En los brazos recostada
De vuestro Hijo querido,
Sobre el trono más lucido
Sois, María, colocada:
Cual iris que con desvelo
Anuncia la paz dichosa.
Dadnos alas, Ave hermosa,
Para seguir vuestro vuelo.

Mejor que Betsabé vos
Del Hijo al lado os sentáis,
Tan hermosa, que os lleváis
La atención del mismo Dios:
Si sois el mejor modelo
De su mano poderosa.
Dadnos alas, Ave hermosa,
Para seguir vuestro vuelo.

Allí con celeste canto
Por Hija os corona el Padre,
El Hijo por dulce Madre,
Por Esposa el Amor Santo:
Reina sois de tierra y cielo,
Y Abogada portentosa.
Dadnos alas, Ave hermosa,
Para seguir vuestro vuelo.

Salve, Virgen pura y bella,
Salve, sagrario divino,
Salve, espejo cristalino,
Salve, sol, luna y estrella:
Salve, universal consuelo,
Salve en fin, Madre amorosa.
Dadnos alas, Ave hermosa,
Para seguir vuestro vuelo.

Pues sois Ave que hasta el cielo,
María, voláis ansiosa;
Dadnos alas, Ave hermosa,
Para seguir vuestro vuelo.


Antífona:
 
Hoy la Virgen María ascendió a los Cielos, alegraos,
 Ella reina con Cristo eternamente.

℣. Exaltada es la Santa Madre de Dios.

℟. Sobre los coros angélicos como Reina celestial.

ORACIÓN

Perdona misericordiosamente, Señor,
las faltas de tus servidores, y,
dada la impotencia en que nos encontramos
de agradarte por nuestros propios méritos,
concédenos la salvación
por la intercesión de Aquella
que elegiste para que fuera la Madre de tu Hijo,
Nuestro Señor, que, siendo Dios,
vive y reina contigo en unidad con el Espíritu Santo
por los siglos de los siglos.
 
Amén.

Omnipotente y sempiterno Dios,
que llevaste a la gloria celestial
a la Inmaculada Virgen María,
la Madre de tu Hijo:
te suplicamos nos concedas que,
siempre atentos a las cosas del cielo,
merezcamos ser participantes de su gloria.
 
Por Nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo,
que vive y reina contigo
en la unidad del Espíritu Santo, y es Dios,
por los siglos de los siglos.
 
Amén.

℣. Bendito y alabado sea
el Santísimo Sacramento del Altar.

℟. Sea por siempre bendito y alabado
Jesús Sacramentado.

En el nombre del Padre, y del Hijo ✠,
y del Espíritu Santo.
 
Amén.
 
 
 

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
© ORACIONES ANTIGUAS TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS ©